11th Abril, 2014 / No Comments

Imaginaos que estáis en la Barcelona real (no la de los turistas), son las 12 del mediodía de domingo y empieza a hacer calor. ¿Qué hacer? Donde fueres haz lo que vieres. En Barcelona, tomaos un vermut. Y, por favor, olvidaos de una vez por todas de la sangría: ¡eso es para turistas!

La palabra vermut viene de Wermut (‘ajenjo’ en alemán) y se refiere a un vino dulce aromatizado que se comercializó por primera vez en Italia en el siglo XVIII (fuente: Wikipedia). En Barcelona, se suele tomar antes del mediodía en días festivos o fines de semana, junto con una tapa de aceitunas, marisco, patatas fritas o cualquier otro aperitivo.

El vermut es una tradición en la Barcelona real desde hace mucho tiempo, mucho antes de que turistas y hipsters tomaran la ciudad. Se solía comprar al granel en bodegas tradicionales y se bebía en las ocasiones especiales.

Sin embargo, durante los dos o tres últimos años, el vermut se ha puesto de moda. Por eso cada vez es más común ver en un mismo local a un matrimonio de avanzada edad tomando el vermut como han hecho siempre y en la mesa de al lado un grupo de modernos subiendo fotos de su aperitivo en Instagram. ¡Esto es la Barcelona real!

¿No os gusta el vermut? No hay problema. Si alguien os propone “ir a hacer el vermut”, seguramente se refieren al aperitivo en general. Esta frase incluye cerveza, vino, refresco, zumo o lo que sea con un aperitivo, ¡pero siempre antes de comer! Aquí tenéis una lista de sitios bonitos donde tomar un buen vermut en la Barcelona real.

  • Bar Electricitat (Barceloneta): un sitio tradicional cerca del mar.
  • Bodega L’Avi Manel (Tetuan): una bodega de las de toda la vida a la que podéis llegar caminando desde Twentytú.
  • El Xampanyet (Born): la especialidad aquí es la copita de cava con una tapa de anchoas.
  • Casa Mariol (Sagrada Família): otro sitio tradicional a 2 minutos de la famosa obra de Gaudí.
  • La Vermuteria del Tano (Gràcia): tradición y modernidad en el barrio de Gracia.
  • Morro Fi (Urgell): una cadena especializada en el vermut, con su propia marca de productos.
  • La Bodegueta de Cal Pep (Plaça de Sants): una vieja bodega escondida en una zona nada turística. ¡Para aventureros!

Ahora os toca a vosotros: ¡tomad un vermut en la Barcelona real y contadnos vuestra experiencia!

Share on FacebookTweet about this on Twitter

Leave a Comment